HISTORIA Y CULTURAINICIOREPORTAJES

Barzakh, entre mundos, una exposición fotográfica muestra la realidad de la juventud en el Magreb a través de imágenes

Con la exposición “Barzakh”, emprendemos un viaje para explorar la condición humana de la juventud magrebí, de los países de Marruecos, Argelia, Túnez y Libia, a través de imágenes presentadas por los artistas participantes.

Ayham GareebMohammad Shubat

Casa Árabe y PhotoEspaña organizan una exposición de arte que se exhibe desde el 1 de junio de 2021 hasta el 17 de octubre de 2021, y que incluye fotografías de ocho autores del Magreb (Norte de África) bajo el título «Barzakh«, que significa “el limbo, o el estado entre dos cosas”. En el Sagrado Corán, es el intervalo entre la muerte y el día del juicio final. Con la exposición “Barzakh”, emprendemos un viaje para explorar la condición humana de la juventud magrebí, de los países de Marruecos, Argelia, Túnez y Libia, a través de imágenes presentadas por los artistas participantes.

Este proyecto fue seleccionado por el jurado de la “convocatoria NUR” y está patrocinado por Xavier de Luca y Houari Bouchnak.

Algunas de las pinturas que se exhiben en la exposición de Barzakh en la sede de Casa Árabe en Madrid © Mohammad Shubat

En Baynana nos hemos reunido con El argelino Houari Bouchnak, uno de los patrocinadores de esta exposición, para hablar sobre este proyecto, que ha sido una oportunidad para mostrar la huella dactilar del Magreb, y la realidad de la vida de los jóvenes y de las asociaciones que trabajan con la juventud. «Hablamos mucho de Marruecos, Argelia, Túnez y Libia, pero por ejemplo el argelino no sabe lo que hay en Marruecos, y el marroquí tampoco sabe, y mucho menos hablar de ello a la audiencia europea, no saben nada, excepto cosas simples de los medios ”, dice Bouchnak.

Diferentes sonidos, pero se parecen

«Barzakh» muestra obras de ocho artistas de Túnez, Marruecos y Argelia: Ziad Ben Ramadan, Souad Mani, Hakim Razaoui, Yasmine Hatami, Sonia Merabet, Mohamed Kilito, Tony Serra Abu Ali y Abdo Shanan. Esta exposición también recoge obras de cinco asociaciones independientes de Argelia,Túnez, Marruecos y España: Colectivo KOZ, Colectivo 220, Rizoma, Maison de l’Image y Jiser.

Visitante de la exposición Barzakh en la sede de la Casa Árabe en Madrid © Mohammad Shubat

Cuando accedes a la exposición “Barzakh” en la sede de la Casa Árabe de Madrid, encuentras que las obras son iguales, y no sientes que hay una voz más alta que otra: “Sientes que todas las voces caminan juntas en la misma línea, y sientes que hay una expresión común para diferentes temas, en el origen de une para los  temas, y creo que esa es una de las fortalezas que había en el proyecto”, declara el fotógrafo argelino Abdo Al-Shanan, que participó en esta exposición.

Espacios cósmicos

Los participantes distribuyen sus obras en varios espacios de la Casa Árabe. Uno de ellos se llama “el espacio en blanco” porque incluye fotografías del fotógrafo tunecino Tony Serra, fallecido en 2019, y en el mismo espacio hay fotografías también del fotógrafo tunecino Ziad Ramadán, quien refleja la verdadera imagen de los jóvenes que trabajan en las minas en Gafsa, Túnez. Es una zona remota y vacía, a donde acuden muchos jóvenes de Túnez, Libia y Argelia con el objetivo de buscar trabajo y recaudar fondos. El fotógrafo Sr. Ramadán ha querido mostrar la situación social de esta zona. 

También participa el artista marroquí Mohamed Kilto, cuyas  fotografías reflejan la realidad de los jóvenes marroquíes. Kilto ha ayudado a estos jóvenes a través de la fotografía y entrevistas para crear un espacio en donde puedan expresar su opinión. “No hay un espacio donde no puedan expresarse ni hablar. Allí los jóvenes no tienen voz, no pueden opinar, porque están oprimidos”, dice Bouchnak.

Recuerdos a través de imágenes

Abdo Al Shanan centra su participación en la exposición “Barzakh” en recuerdos, desde los más bellos hasta los duros y trágicos. El enfoque de Al Shanan tomó forma después de leer un libro llamado “El libro blanco” de una Asociación de mujeres argelinas. Este libro contiene entrevistas a mujeres que fueron víctimas de violencia durante la Guerra Civil. Un ejemplo es la historia del secuestro de una niña por un terrorista, que fue obligada a cocinar para él y otros terroristas. La cocina para ella es un recuerdo aterrador, mientras que para otros, puede ser delicioso por su sabor y olor. Estos recuerdos dependen de las vivencias y experiencias personales de cada uno. 

Una fotografía de la exposición Barzakh refleja una imagen de una chica del Magreb © Mohammad Shubat

El testimonio de esta mujer y de otras es lo que impulsó a Al-Shannan a mostrar mediante la fotografía sus vivencias y experiencias que relatan en “El libro blanco”. “El objetivo no es crear la misma memoria de estas mujeres porque esto es imposible, sino más bien transmitir el sentimiento que sentían estas mujeres. Quería construir un puente entre el espectador, el público y los héroes de estos cuentos”, relata Al-Shanan.

A través de “Barzakh”, Al-Shanan quiso dejar claro que la violencia contra las mujeres no es solo violencia física sino también psicológica, y que perdura mucho en el tiempo. «Quería resaltar este reflejo de la violencia sobre las mujeres», destaca el artista. 
A su vez, Bouchnak concluyó su entrevista en “Baynana” destacando que la exposición ha tenido buena acogida y una mirada positiva entre los visitantes permanentes de la Casa Árabe. Además, esta exposición es el programa principal de PhotoEspaña Festival, en donde también se expusieron la apertura de los videos de los fotógrafos que por la situación covid-19 no han podido asistir para exponer sus trabajos.

En español

Botón volver arriba