fbpx
INICIODERECHOS

Desde Madrid: “La lucha por Palestina es una lucha por la libertad global”

“Palestina, no estás sola, estamos contigo, todo el mundo está contigo”, desde la manifistacion en Madrid dice la joven Rama Al Hafyan. “Al final, el pueblo cuida al pueblo”, añade su amiga Yasmina.

“Apoyar a la humanidad no tiene nada que ver con sangre, carne, documentos de identidad o pasaportes”. Estas palabras del escritor palestino Ghassan Kanafani en su novela El Regreso a Haifa resumen los cánticos de los manifestantes en el centro de Madrid, el domingo 29 de octubre. Podrían resumir también el alma de todas las manifestaciones celebradas en varias ciudades españolas, desde Granada, Barcelona y Bilbao hasta otros lugares del continente europeo.

Según la Delegación del Gobierno, el lunes acudieron 35.000 personas a la manifestación en Madrid. La movilización comenzó a las 12 del mediodía en Atocha y continuó hasta llegar a la Puerta del Sol. Los manifestantes coreaban lemas condenando la violencia israelí en la Franja de Gaza y levantaban pancartas en las que se leía: «No es una guerra, es un genocidio», “Israel asesina, Europa patrocina”, “¿Dónde están? ¡No se ven… las sanciones de Israel!” o “Libertad Palestina”.

La violencia comenzó en la Franja de Gaza el 7 de octubre, tras un ataque de Hamás a emplazamientos militares israelíes alrededor de la Franja de Gaza. Una zona cuyo asedio comenzó en 2006 y donde viven más de 2 millones de palestinos.

El Ministerio de Salud de la Franja ha comenzado a publicar listas nominales de los muertos. Según sus últimos datos, el número de víctimas de los bombardeos israelís asciende a más de 8.000 personas, entre ellas 3.324 niños y 2.062 mujeres, además de más de 20.242 heridos.

“Al final, el pueblo cuida al pueblo”

“Palestina, no estás sola, estamos contigo, todo el mundo está contigo. Lo que está sucediendo no puede aceptarse y este silencio global no inspira tranquilidad”, dice  la joven Rama Al Hafyan, de origen sirio y nacida en España. Se ha sumado a la manifestación en Madrid para criticar el silencio de los gobiernos europeos y árabes que se posicionan con su inacción, dice, como socios de Israel. “Esto es inhumano. No se puede encontrar una solución sin que ellos tomen medidas”, explica en su dialecto sirio. Lleva sobre los hombros una bandera de la revolución siria con la palabra “Freedom”.

Al lado de la joven siria camina su amiga Yasmina Gueddah, una mujer mitad española y mitad marroquí: “Al final, el pueblo cuida al pueblo”. Explica que a veces se siente responsable y culpable porque no sabe qué debe hacer para ayudar a los palestinos. “Por lo menos estamos aquí para dar voz a la gente de Gaza y para concienciar a la gente de que lo que se está cometiendo allí es un genocidio”, confirma.

Las dos jóvenes, Rama Al-Hafian, de origen sirio, y Yasmina Gueddah, de origen marroquí, en la Plaza del Sol durante la manifestación. Ayham Al Sati

También acudieron a la manifestación caras conocidas en la política española, como la ministra en funciones de Derechos Sociales, Ione Belarra y la vicepresidenta segunda del Gobierno en funciones, Yolanda Díaz, que también es líder de la formación Sumar.

“No queremos ser cómplices de este genocidio. Se deben suspender las relaciones diplomáticas con Israel, aplicar sanciones económicas ejemplares y proceder a un embargo de armas”, critica Belarra. “Todos pedimos el alto el fuego. Estamos hablando de crímenes de guerra y llevo días pidiendo depuración de responsabilidades jurídicas”, declara Díaz.

Según las manifestantes, las condenas a Israel por parte de los políticos españoles “no son suficientes” y, añade Yasmina Jadad, “todos los de arriba están dando la espalda a lo que está pasando”.

También ha acudido a la manifestación el joven Eduardo García Alí, es madrileño e hijo de uno de los palestinos desplazados de la Franja de Gaza hace muchos años. Acompaña a un grupo de palestinos y españoles, afirma que en España hay movimientos pro palestinos desde siempre de la gente y de grupos políticos, pero una cosa es apoyar las palabras y otra reaccionar. En su opinión, “hay que tomar sanciones para forzar al estado israelí a que cambie lo que está haciendo y no sólo condenar con la palabra”, explica.

“La lucha Palestina es una lucha por la libertad global”

Los manifestantes en Madrid levantaron una gran pancarta al frente de la manifestación, que decía en árabe y español: “Siempre con la Palestina, desde el río al mar, Palestina vencerá”, en referencia a las fronteras originales de Palestina entre el río Jordán y el mar Mediterráneo. “Siempre a través de engaños, Israel ha ido quitándonos terrenos, matando a la población civil. Las políticas que ha tenido Israel han sido siempre las mismas. Estuve allí en Gaza en 2005 con una beca para enseñar el español y lo vi por mí mismo”. Explica el joven enseñando que el caso palestino no comenzó el 7 de octubre de 2023. La manifestante Yasmina Jadad, a su vez, señala: “Son 75 años de ocupación ilegal”.

En este contexto, el historiador palestino-estadounidense y profesor de la Universidad de Columbia, Rashid Khalidi, explica en su libro ‘PALESTINA. CIEN AÑOS DE COLONIALISMO Y RESISTENCIA‘ que hay seis acontecimientos que considera que representan la transformación del conflicto palestino, comenzando con la Declaración Balfour de 1917, que determinó el destino de Palestina, seguida de la Guerra de Nakba en 1948, luego la Resolución 242 del Consejo de Seguridad de 1967, seguida de la invasión israelí del Líbano en 1982 y los Acuerdos de Paz de Oslo en 1993. Otro punto de inflexión, según este autor, fue la visita del presidente israelí Sharon a Jerusalén en 2000, además habla del asedio de Gaza por parte de Israel y sus repetidas guerras en los últimos años, como situaciones clave.

“La lucha Palestina es una lucha por la libertad global para defender los derechos humanos, no es solo la lucha del pueblo palestino o árabe, es una lucha de todo el mundo que quiere vivir en paz, un mundo con justicia, donde podamos convivir en independientemente de la nacionalidad y la religión”, relata Illimani que acudió a la manifestación con una camiseta del equipo de fútbol de los refugiados palestinos en Chile.

El joven colombiano Illimani en la calle de Alcalá, caminando para Sol. Ayham Al Sati

“Hay inacción de la comunidad internacional en Occidente, los países árabes y las Naciones Unidas, incluso cuando hablan pero no hacen nada, y esto no tiene valor. Es una tristeza lo que vemos, no sólo en Palestina sino en Siria, Armenia y América Latina. Este es el mundo en el que vivimos”, lamenta el joven.

En cuanto a Marwan Al-Hassani, un hombre de 60 años, palestino desplazado a Jordania desde niño en 1948 y residente desde hace muchos años en España, grita desde la Plaza del Sol del Madrid, acompañado por sus tres hijos: “Lo que está ocurriendo es una masacre contra el pueblo palestino y debe detenerse de inmediato, encontrando una solución urgente”.

Marwan Al-Hassani, palestino desplazado desde 1948, acompañado de sus tres hijos durante la manifestación en la Plaza del Sol. Ayham Al Sati

En español

Apóyanos
Con tu aportación haces posible que sigamos informando

Nos gustaría pedirte una cosa… personas como tú hacen que Baynana, que forma parte de la Fundación porCausa, se acerque cada día a su objetivo de convertirse en el medio referencia sobre migración en España. Creemos en el periodismo hecho por migrantes para migrantes y de servicio público, por eso ofrecemos nuestro contenido siempre en abierto, sin importar donde vivan nuestros lectores o cuánto dinero tengan. Baynana se compromete a dar voz a los que son silenciados y llenar vacíos de información que las instituciones y las ONG no cubren. En un mundo donde la migración se utiliza como un arma arrojadiza para ganar votos, creemos que son los propios migrantes los que tienen que contar su historia, sin paternalismos ni xenofobia.

Tu contribución garantiza nuestra independencia editorial libre de la influencia de empresas y bandos políticos. En definitiva, periodismo de calidad capaz de dar la cara frente a los poderosos y tender puentes entre refugiados, migrantes y el resto de la población. Todo aporte, por pequeño que sea, marca la diferencia. Apoya a Baynana desde tan solo 1 euro, sólo te llevará un minuto. Muchas gracias.

Apóyanos
ادعمنا
بمساهمتك الصغيرة تجعل من الممكن لوسائل الإعلام لدينا أن تستمر في إعداد التقارير

نود أن نسألك شيئًا واحدًا ... أشخاص مثلك يجعلون Baynana ، التي هي جزء من Fundación porCausa ، تقترب كل يوم من هدفها المتمثل في أن تصبح وسيلة الإعلام الرائدة في مجال الهجرة في إسبانيا. نحن نؤمن بالصحافة التي يصنعها المهاجرون من أجل المهاجرين والخدمة العامة ، ولهذا السبب نقدم دائمًا المحتوى الخاص بنا بشكل علني ، بغض النظر عن المكان الذي يعيش فيه القراء أو مقدار الأموال التي لديهم. تلتزم Baynana بإعطاء صوت لأولئك الذين تم إسكاتهم وسد فجوات المعلومات التي لا تغطيها المؤسسات والمنظمات غير الحكومية. في عالم تُستخدم فيه الهجرة كسلاح رمي لكسب الأصوات ، نعتقد أن المهاجرين أنفسهم هم من يتعين عليهم سرد قصتهم ، دون الأبوة أو كراهية الأجانب.

تضمن مساهمتك استقلالنا التحريري الخالي من تأثير الشركات والفصائل السياسية. باختصار ، الصحافة الجيدة قادرة على مواجهة الأقوياء وبناء الجسور بين اللاجئين والمهاجرين وبقية السكان. كل مساهمة ، مهما كانت صغيرة ، تحدث فرقًا. ادعم Baynana من 1 يورو فقط ، ولن يستغرق الأمر سوى دقيقة واحدة. شكرا جزيلا

ادعمنا

Ayham Al Sati

صحفي سوري، يعيش في مدريد منذ عام 2019. مؤسس ومحرر في مجلة بيننا، متخصص في الأدب العربي من جامعة دمشق، وعمل كصحفي خلال الحرب في سوريا منذ العام 2011. Es un periodista sirio. Vive en Madrid desde el año 2019. Cofundador y editor en la revista de Baynana.es. Es especialista en Literatura Árabe por la Universidad de Damasco y trabajó como periodista durante la guerra en Siria desde el año 2011. 
Botón volver arriba