fbpx
DERECHOSINICIOREPORTAJES

La cuenta atrás hacia la mayoría de edad de Emmanuel, “Un menor en busca de su nacionalidad”

Emmanuel cumplirá 18 años dentro de tres meses y su madre de acogida lucha para ayudarle a obtener la ciudadanía para garantizar sus derechos

Emmanuel E está a punto de cumplir 18 años. Sin haber obtenido la nacionalidad española, a pesar de que reside en España desde hace 17 años. La situación de este joven de origen nigeriano es complicada, ya que no tiene una nacionalidad originaria. Por su situación, Emmanuel podría tener la nacionalidad y permiso para trabajar, pero España sigue sin reconocerle como ciudadano. El tiempo se le acaba.

Emmanuel nació en 2004 en Rabat, la capital marroquí, mientras su madre realizaba su ruta migratoria hacia España. Baynana no puede meter su apellido por la ley de protección de datos de menores. Ocho meses después del nacimiento de Emmanuel, ya en España, este joven y su madre biológica fueron recluidos en el centro de detención (CETI) en Melilla. Allí, Emmanuel fue custodiado por la Autoridad General de la Infancia de Andalucía hasta noviembre de 2007, cuando tenía tres años.

Más tarde se le otorgó la residencia por motivos humanitarios y fue acogido por Elena Martín. Mujer española que lo considera su hijo. Ahora él vive en el centro de menores de Granada. Va a casa de Elena de vez en cuando. La madre biológica de Emmanuel fue deportada a su país natal en 2014. Se desconocen los argumentos de las autoridades españolas para expulsarla. Su madre de acogida prefiere no dar más detalles.

Emmanuel jugando baloncesto en el Centro de Menores de Granada (Foto cedida)

El 1 de enero es la fecha asignada a los menores extranjeros cuyo día de nacimiento se desconoce. El próximo 1 de enero, dentro de menos de tres meses, Emmanuel celebrará su 18 cumpleaños. Dejará de ser menor de edad y se le retirará la tutela. Significa, por otro lado, que obtener la ciudadanía española se convertirá en un casi imposible. Su tarjeta de residencia expira en 2024.

Elena dirige la ِِAsociación de Familias de Acogida y colaboradores de Granada ‘Sharaf’. En su casa acoge a tres jóvenes: Mouad y Mohamed, de Marruecos, y Emmanuel, que no tiene nacionalidad. Mouad y Mohamed estaban en el sistema de protección y ahora ya no. No disponen de permiso de trabajo ni residencia .

Elena Martin en Granada / Okba Mohammed

Según el Ministerio de Asuntos Exteriores de España, quienes se encuentren bajo la tutela legalmente reconocida, o bajo patrocinio o cuidado alternativo, tienen derecho a adquirir la ciudadanía dos años después. Emmanuel tiene derecho a ella desde 2009, dice Elena, pero aún no se la han concedido.

En declaraciones para Baynana, la jurista especializada en derechos humanos Adilia de las Mercedes asegura que existe la posibilidad de que un menor pueda solicitar la ciudadanía, pero necesita dos requisitos: dos años de tutela y un año de permiso de residencia, tal y como estipula el artículo 22 del Código Civil. Este es, efectivamente, el caso de Emmanuel.

Apelaciones en vano

Elena se siente como el protagonista de ‘El proceso’, el famoso libro de Kafka. En el pasado envió varios correos electrónicos a la Secretaría General de la Infancia de la Junta de Andalucía, el último el pasado 17 de junio de 2021. También pidió ayuda al Defensor del Pueblo, explicando el caso de Emmanuel y pidiendo que se le otorgue la ciudadanía española antes de que cumpla la mayoría de edad. Ninguna de estas gestiones logró los resultados esperados.

Según la correspondencia de Elena, a la que ha tenido acceso Baynana, la Junta de Andalucía respondió que “la Autoridad General de Granada está tomando las gestiones necesarias para regularizar la situación de los menores. La Consejería de Protección de Menores Servicios los está revisando constantemente para mejorar continuamente sus operaciones». El Defensor del Pueblo andaluz también respondió que había recibido sus correos electrónicos y le informó de que las cosas iban bien. “Faltan tres meses para que Emmanuel cumpla 18 años, pero parece que no les interesan los asuntos de los menores”, opina Elena. De momento, sigue esperando respuestas favorables de la Secretaría de la Infancia andaluza y al Defensor del Pueblo. El tiempo se acaba.

La jurista Adilia comentó que, en el caso de Emmanuel, dado que tiene una autorización de residencia de larga duración que vence en 2024, no hay riesgo hasta ese momento de que quede en situación irregular cuando cumpla la mayoría de edad, pero Emmanuel y su madre de acogida pueden presentar una denuncia ante la autoridad judicial por su solicitud de ciudadanía desde 2016. Elena responde que aún no ha hecho un recurso ante la autoridad judicial porque la demanda no es barata.

Los menores extranjeros en España sufren muchos problemas, entre ellos su salida de los centros de acogida a la calle tras alcanzar la mayoría de edad. También, el riesgo de deportación a su país, como sucedió con 800 menores marroquíes a los que España empezó a deportar desde Ceuta el mes pasado, a pesar de que sus estatus legales no estaban claros.

Aquellos cuya suerte los llevó a España no pudieron sino exigir sus derechos y denunciar las violaciones que sufren por parte de las autoridades. Así sucedió el pasado 10 de septiembre en la manifestación que tuvo lugar frente al Ministerio del Interior en Madrid, en la que un grupo de chicos que habían migrado solos a España cuando eran menores de edad, acompañados de otros inmigrantes y activistas, exigieron una reforma del sistema migratorio actual, en particular de las leyes relativas a los menores con problemas con la documentación legal cuando cumplen los 18 años.

En esta manifestación Baynana encontró a un grupo de jóvenes, compañeros de Emmanuel, a los que Elena sigue recibiendo en su casa. Algunos llegaron desde Granada para sumarse a la protesta, para expresar su descontento con las dificultades para obtener papeles, reclamar sus derechos y recordar algo aparentemente obvio pero que la Administración Pública a veces olvida: se trata de personas, vidas humanas.

Una manifestación para que los menores reclamen sus derechos y expresen su descontento con los problemas que sufren a causa de los papeles.

Como Emmanuel, muchos esperan una respuesta para garantizar su futuro en un país en el que han crecido y pasado la mayor parte de sus vidas. Al margen de los límites y abusos que viven, muchos de estos jóvenes siguen protestando y, además, se organizan e intentan buscar soluciones y apoyo mientras esperan una respuesta.

En español

Apóyanos
Con tu aportación haces posible que sigamos informando

Nos gustaría pedirte una cosa… personas como tú hacen que Baynana, que forma parte de la Fundación porCausa, se acerque cada día a su objetivo de convertirse en el medio referencia sobre migración en España. Creemos en el periodismo hecho por migrantes para migrantes y de servicio público, por eso ofrecemos nuestro contenido siempre en abierto, sin importar donde vivan nuestros lectores o cuánto dinero tengan. Baynana se compromete a dar voz a los que son silenciados y llenar vacíos de información que las instituciones y las ONG no cubren. En un mundo donde la migración se utiliza como un arma arrojadiza para ganar votos, creemos que son los propios migrantes los que tienen que contar su historia, sin paternalismos ni xenofobia.

Tu contribución garantiza nuestra independencia editorial libre de la influencia de empresas y bandos políticos. En definitiva, periodismo de calidad capaz de dar la cara frente a los poderosos y tender puentes entre refugiados, migrantes y el resto de la población. Todo aporte, por pequeño que sea, marca la diferencia. Apoya a Baynana desde tan solo 1 euro, sólo te llevará un minuto. Muchas gracias.

Apóyanos
ادعمنا
بمساهمتك الصغيرة تجعل من الممكن لوسائل الإعلام لدينا أن تستمر في إعداد التقارير

نود أن نسألك شيئًا واحدًا ... أشخاص مثلك يجعلون Baynana ، التي هي جزء من Fundación porCausa ، تقترب كل يوم من هدفها المتمثل في أن تصبح وسيلة الإعلام الرائدة في مجال الهجرة في إسبانيا. نحن نؤمن بالصحافة التي يصنعها المهاجرون من أجل المهاجرين والخدمة العامة ، ولهذا السبب نقدم دائمًا المحتوى الخاص بنا بشكل علني ، بغض النظر عن المكان الذي يعيش فيه القراء أو مقدار الأموال التي لديهم. تلتزم Baynana بإعطاء صوت لأولئك الذين تم إسكاتهم وسد فجوات المعلومات التي لا تغطيها المؤسسات والمنظمات غير الحكومية. في عالم تُستخدم فيه الهجرة كسلاح رمي لكسب الأصوات ، نعتقد أن المهاجرين أنفسهم هم من يتعين عليهم سرد قصتهم ، دون الأبوة أو كراهية الأجانب.

تضمن مساهمتك استقلالنا التحريري الخالي من تأثير الشركات والفصائل السياسية. باختصار ، الصحافة الجيدة قادرة على مواجهة الأقوياء وبناء الجسور بين اللاجئين والمهاجرين وبقية السكان. كل مساهمة ، مهما كانت صغيرة ، تحدث فرقًا. ادعم Baynana من 1 يورو فقط ، ولن يستغرق الأمر سوى دقيقة واحدة. شكرا جزيلا

ادعمنا

Okba Mohammad

Cubrió la guerra en el sur de Siria de 2015 a 2018 con medios locales. También se ha dedicado a documentar violaciones de derechos humanos de detenidos durante el conflicto. En 2019 trabajó como corresponsal independiente en Turquía y posteriormente viajó a España, donde ha colaborado con medios como Global Voices y el diario Público. Actualmente trabaja como reportero en Baynana
Back to top button
ApóyanosCon tu pequeña aportación haces posible que nuestro media siga informando

Nos gustaría pedirte una cosa… personas como tú hacen que Baynana, que forma parte de la Fundación porCausa, se acerque cada día a su objetivo de convertirse en el medio referencia sobre migración en España. Creemos en el periodismo hecho por migrantes para migrantes y de servicio público, por eso ofrecemos nuestro contenido siempre en abierto, sin importar donde vivan nuestros lectores o cuánto dinero tengan. Baynana se compromete a dar voz a los que son silenciados y llenar vacíos de información que las instituciones y las ONG no cubren. En un mundo donde la migración se utiliza como un arma arrojadiza para ganar votos, creemos que son los propios migrantes los que tienen que contar su historia, sin paternalismos ni xenofobia.Tu contribución garantiza nuestra independencia editorial libre de la influencia de empresas y bandos políticos. En definitiva, periodismo de calidad capaz de dar la cara frente a los poderosos y tender puentes entre refugiados, migrantes y el resto de la población. Todo aporte, por pequeño que sea, marca la diferencia. Apoya a Baynana desde tan solo 1 euro, sólo te llevará un minuto. Muchas gracias

Nos gustaría pedirte una cosa… personas como tú hacen que Baynana esté más cerca de convertirse en el medio referencia sobre migración en España. Creemos en el periodismo hecho por migrantes para migrantes y de servicio público, por eso ofrecemos nuestro contenido siempre en abierto. En un mundo donde la migración se utiliza como un arma arrojadiza para ganar votos, los propios migrantes somos los que tienen que contar su historia, sin paternalismos ni xenofobia.  Tu contribución garantiza nuestra independencia editorial libre de la influencia de empresas y bandos políticos.  Muchas gracias
إن مساهمتك الصغيرة ستمكننا من متابعة عملنا الإعلامي. أشخاصٌ مثلك هم من يصنعون مجلة بيننا التي تقترب كل يوم من هدفها المُتمثل في أن تصبح وسيلة الإعلام الرائدة في مجال الهجرة في إسبانيا. نحن نؤمن بالصحافة التي يصنعها المهاجرون من أجل المهاجرين، ولهذا السبب نقدم دائماً المحتوى الخاص بنا بشكل مجاني لكلّ القرّاء. نحن نُعطي صوتاً لأولئك الذين يتم إسكاتهم، ونحاول سدّ فراغ المعلومات التي لا تغطيها المؤسسات والمنظمات غير الحكومية. في عالم تُستخدم فيه الهجرة كسلاح لكسب الأصوات في الانتخابات، نحن نعتقد أن المهاجرين أنفسهم هم من يتعين عليهم سرد قصتهم بعيداً عن كراهية الأجانب. ستكون مساهمتك بمثابة ضامن لاستقلالنا التحريري الخالي من تأثير الشركات والأحزاب السياسية. باختصار: الصحافة الجيدة قادرة على المواجهة وبناء الجسور بين اللاجئين والمهاجرين وبقية السكان. كل مساهمة منك مهما كانت صغيرة يمكنها أن تحدث فرقاً كبيراً. ادعم مجلتنا ابتداءاً من 1 يورو فقط، ولن يستغرق الأمر منك سوى دقيقة واحدة. شكراً جزيلاً

ادعمنا